Normas de Convivencia

https://farnhamscouting.com/website/wp-content/uploads/2013/12/pdf-icon.png Plan de Convivencia, Descargar.

El enfoque de la convivencia en nuestro centro tiene una visión constructiva y positiva, que nace de la educación en valores cristianos que deseamos transmitir. Promovemos el desarrollo de una mejor convivencia en el Centro con la participación de todos los miembros de la Comunidad Educativa, lo que implica la búsqueda de la resolución de conflictos del mejor modo posible, con el establecimiento de unos cauces de comunicación adecuados y de un sistema de prevención que propicien el bien común.

Los alumnos, durante el proceso educativo, deberán desarrollar una serie de actitudes basadas en las siguientes Normas de Convivencia:

  • Vivimos y celebramos la fe participando en la Oración de la mañana, en las Eucaristías, celebraciones de la Penitencia y en las prácticas religiosas que se programen.
  • Nos solidarizamos con los más desfavorecidos, tomando parte activa en las Campañas eclesiales y de la Congregación que se proponen durante el curso.
  • Cumplimos nuestras obligaciones diarias de trabajo, estudio y atención en clase.
  • Aprovechamos el tiempo de trabajo, respetando el derecho al estudio de los compañeros.
  • Respetamos la dignidad, integridad, intimidad, ideas y creencias de todos los miembros de la comunidad educativa.
  • No discriminamos a ningún miembro de la comunidad escolar por razón de nacimiento, raza, sexo o cualquier otra circunstancia personal o social.
  • Seguimos las orientaciones del profesorado y del personal no docente en el ejercicio de sus funciones.
  • Buscamos, en un clima de respeto y acogida mutua, el trato afectuoso con todos los miembros de la comunidad educativa.
  • Procuramos dialogar con nuestros tutores y demás profesores, para pedirles orientación y también para solucionar problemas en momentos de dificultad.
  • Compartimos generosamente con nuestros compañeros, no sólo nuestras cosas, sino también nuestras capacidades, creando un ambiente en el que sea posible y agradable el trabajo escolar.
  • Participamos en las actividades del Colegio.
  • Eludimos las peleas y agresiones de cualquier tipo.
  • Utilizamos un vocabulario, gestos y modales adecuados y correctos.
  • Nos presentamos vestidos de forma correcta, evitando el desaliño y la falta de aseo o de limpieza.
  • Llevamos uniforme hasta 2º de ESO y chándal del Colegio en las clases de Ed. Física
  • Cuidamos las dependencias, mobiliario y objetos de uso personal o de uso común y mantenemos limpios los pasillos, las aulas, el patio, etc.
  • Si causamos, por negligencia o por mala voluntad, algún desperfecto, pagamos su arreglo.
  • Hablamos en voz baja, tanto en el aula como en los pasillos y escaleras, porque valoramos la atención, el estudio y el trabajo de los demás.
  • Respetamos la propiedad privada y, sin el permiso correspondiente, no usamos nada que no sea nuestro.
  • Somos puntuales en las entradas a clase, en los cambios de hora y en las subidas de los recreos, para aprovechar el tiempo al máximo y para que no haya molestas interrupciones.
  • Aprovechamos las horas de recreo para descansar, charlar y jugar. Por eso, no nos quedamos en las clases respectivas ni en las de los demás.
  • No comemos en las clases, escaleras y en otros lugares que no sean el patio.
  • Sabemos que en ninguna dependencia del Colegio está permitido la posesión, distribución y consumo de drogas. Tampoco se puede fumar.
  • Ordenamos las clases antes de irnos a casa.
  • Los desperdicios y papeles los depositamos siempre en las papeleras.
  • Durante el horario escolar no salimos del Colegio sin el permiso escrito del tutor o profesor correspondiente.
  • Usamos los balones de reglamento solamente en las clases de Educación Física.
  • El recinto escolar está reservado a los alumnos matriculados en el mismo, por eso no permitimos la entrada a personas ajenas al mismo sin la debida autorización.
  • El uso de teléfonos móviles en el colegio está regulado por los profesores. Se penalizará la utilización indebida de los mismos.
  • Los padres, mediante la agenda, justifican las faltas de asistencia y comunican las faltas por enfermedad.